Saltar al contenido

Cervezas del mundo: la cerveza checa nos enamora

Las cervezas de hoy en día no serían lo que conocemos, sin la influencia de la República Checa. Además de ser el país donde se bebe más cerveza per cápita, es uno de los países con mayor tradición cervecera. La cerveza checa es tan famosa que es un atractivo turístico, teniendo un festival propio a la altura del Oktoberfest.

Su experiencia en la cerveza y su marca lo avalan los museos de la cerveza en Praga y el museo de la cervecería de Pilsen. Varias de las marcas de cerveza que ya conocemos provienen de la República Checa. Su tradición cervecera la conforman cervezas de tipo Pilsener y Pale Lager. Algunas de estas modificadas en otros países.

Degustar la tradición cervecera

Si en algún momento vamos a la República Checa, debemos pasar a probar la cerveza checa. Es un deber y un gusto probar, aunque sea una cerveza como la Černá Hora, o la Lobkowicz. Podemos degustarlas no solo en las tascas y los bares, sino que también podemos aprovechar los numerosos festivales cerveceros. Estos se realizan a lo largo del país y tienen una alta concurrencia y sirven para conocer cervezas artesanas de la zona, al mismo tiempo que para empaparnos un poco (en todos los sentidos) de la cultura checa.

Para tener una mejor referencia de los grandes atractivos que ofrece la cerveza checa, mencionaremos parte de las cervezas más famosas de este país. Y, cómo no, hemos elaborado una pequeña selección.

La cerveza checa más conocida

Pilsner Urquell

Una de las cervezas checas más conocidas en el mundo entero y un emblema de la República Checa. La Pilsner Urquell es una de las cervezas más aclamadas en el país, podemos encontrarla en toda la extensión de la ciudad de Praga y en nuestro supermercado (español) más cercano. En mi opinión, la cerveza sin filtrar es realmente buena. 200% recomendable.

Budweiser-Budvar

Aunque en Estados Unidos se quedaron con el nombre, esta cerveza es originaria de República Checa (qué raro en las culturas anglosajonas, no me lo esperaba). Es de un sabor suave y un poco tostado.

Staropramen

Nacida en Praga, es una cerveza checa con una textura inigualable. Es la cerveza favorita de los estudiantes de Praga, y es fácil de conseguir, tanto en los bares como en los supermercados. La consideran la marca de cerveza insigne de Praga.

Lobkowicz

Su nombre se debe a la Casa de Lobkowicz, y está presente a lo largo y ancho de la república. Esta cerveza checa es dorada y sutil, pero no hay que confiarse, se sube a la cabeza muy rápido. No hace falta que os lo jure.

Kozel

La cerveza Kozel proviene de Velké Popovice y su calidad es digna representante de lo que se entiende por cerveza checa. La marca produce distintos estilos de birra, mostrando una grama cromática muy interesante y de gran acogida. La cerveza tostada me gusta más que la clásica.

Y lo que estabais esperando: el Festival de la cerveza de Praga

El principal festival cervecero de la República Checa es el mejor lugar para disfrutar una pinta de cerveza checa. Se celebra anualmente en Praga, en mayo; y dura más o menos 17 días. En el festival suelen abundar dos cervezas, la Pilsner Urquell y la cerveza Kozel, que son las cervezas más famosas de la región. Sin embargo, el visitante puede probar decenas (no recomendamos su práctica) de cervezas checas de gran calidad. De forma similar al Oktoberfest, la fiesta está amenizada con música local, comida típica y trajes regionales. Un magnífico escaparate de parte (la que mas nos gusta) de la cultura checa que merece la pena probar

Submit your review
1
2
3
4
5
Submit
     
Cancel

Create your own review

Average rating:  
 2 reviews
by Anonymous on El blog de las cervezas

by Anonymous on El blog de las cervezas